Adiós a la monotonía erótica

Adiós a la monotonía erótica
En nuestra sociedad actual, en muchas ocasiones las relaciones eróticas entre dos personas se ven
limitadas a realizar (casi) exclusivamente el coito, es decir la penetración, reduciéndolas a penes y
vaginas, y olvidando que el resto de nuestro cuerpo (orejas, labios, cuello, pezones y toda la piel)
es muy sensible al tacto y que existen muchas zonas, y no solo los genitales, que al ser estimuladas
provocan un gran placer. Uno de los mayores miedos de muchas parejas es caer en la
“monotonía erótica”, perder la espontaneidad y la capacidad de sorprender a la pareja, pero esto no
tiene por qué ocurrir, solo hace falta deseo y un poco de tiempo y dedicación.
La palabra “erótica” cada día nos es más familiar y la encontramos con mayor presencia en nuestra
vida cotidiana, principalmente acompañada de otras palabras, por ejemplo: tienda erótica, relatos
eróticos, o como al principio del artículo, relaciones eróticas.
Hoy me gustaría detenerme por un momento y dedicarle el tiempo que se merece a analizar esta
palabra, como nombre propio y no solo como un apellido.
Muchas veces se piensa que el adjetivo erótico funciona como un sinónimo de “sexual”, sin
embargo esto no es del todo así. Mientras que el adjetivo sexual hace referencia al sexo “que se es”,
es decir a ser mujer y a ser hombre, con el término de erótica entra en juego el deseo entre dos
personas. Este término procede de la palabra griega erotikon que hace referencia a Eros, dios
responsables de la atracción sexual,del amor, del deseo y del placer, y hace alusión al deseo de
sentir placer y hacer sentir placer a otra persona.
Ampliar el mapa erótico más allá de los genitales puede ayudar a salir de la rutina en la que a
veces de forma inevitable, se entra cuando se está en pareja, y una buena forma de hacerlo podría
ser introduciendo algunas novedades como por ejemplo juguetes eróticos y otros artículos, de los
cuales podemos encontrar una gran variedad que se adaptan a los gustos y necesidades de cada uno
para poder disfrutar de ellos tanto en pareja como de forma individual.
Desde Egolalá Eroteca os proponemos algunas opciones para disfrutar de nuevas sensaciones y
ampliar los límites de la erótica.
Los productos como el Aceite de Masaje Sensual Touch
de Fifty Shades Of Grey, las Velas de Masaje Mini de

Shunga Cosmetic Art o Body Paint (pintura corporal) 

de Shunga Cosmetic Art, son perfectos para estimular todo el cuerpo
y jugar con el tacto: acariciar, dar masajes, hacer cosquillas y todo lo que se te pueda ocurrir.
Además, a esto se puede añadir un juego también, como Corazón enamorado que contiene
veintiún desafíos para realizar con tu pareja y pasar un rato inolvidable, o Deeper Shade of Red,
un juego placentero y divertido de estilo bondage por si lo que te apetece es algo un poco más
atrevido.
En Egolalá Eroteca podrás encontrar los artículos que
os hemos propuesto y muchísimos más con los que curiosear,
jugar y disfrutar.
¿Por qué no nos haces una visita y eliges el que más te guste?
Marta J. Camuñas

Usamos cookies de terceros para mejorar la experiencia de navegación, y obtener estadísticas anónimas. Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies. OK Más información